documentales paradise lost

En 1993, el brutal asesinato de tres menores de 8 años en la ciudad de West Memphis (Arkansas) indignó a la sociedad estadounidense, que pedía encontrar a los culpables y hacer justicia con ellos.
Tres adolescentes de la misma ciudad, Damien Echols, Jessie Misskelley Jr. y Jason Baldwin fueron enjuiciados, encontrados culpables y sentenciados a cadena perpetua y, en el caso de Echols, a la pena de muerte.
El juicio de estos adolescentes atrajo la atención de la prensa nacional y de los documentalistas Joe Berlinger y Bruce Sinofsky, quienes, con al apoyo del canal de cable HBO, decidieron rodar esta trilogía documental, paradise lost, sobre el caso.